Correla Voz en Suardi 2015

12167138_10205077658878201_814656125_n

En el centro de la Argentina, precisamente en el límite entre Santa Fe y Córdoba, existe un pueblo pequeño, de casi siete mil habitantes, similar a cientos de pueblos donde todos se conocen y se saludan, y viven con tranquilidad alejados de la gran ciudad. Ese pueblo, llamado Suardi, tiene una particularidad que lo convierte en un lugar único: una vez al año, el fin de semana largo de octubre, la magia del carnaval invade sus calles convirtiéndolo en el escenario del Encuentro Nacional de Murgas.

El encuentro se celebra hace dieciséis años y en él participan murgas que viajan desde todo el país con el fin de compartir y mostrar su arte. Los desfiles se multiplican donde ciento cuarenta murgas y diez bandas actúan con esmeradas demostraciones de baile, percusión y canto. Las letras, muchas veces con ironía invitan a reflexionar y a criticar lo que no nos gusta de la sociedad, lo que nos oprime y que queremos cambiar. La vestimenta de los murgueros se luce como en una gala, con confecciones únicas y creativas que denotan personalidad y cuidado en cada uno de los detalles. La variedad de colores convierte el lugar en un paraíso murguero donde el bombo no para de sonar, donde hay percusiones por doquier que se escuchan de fondo y a veces a lo lejos. Pero eso sí, no se duerman porque ahí sí que les hacen una especie de alegre despertar porque como dicen: “si acá no duermo yo, acá no duerme nadie”.12166091_10205077658238185_307668816_n

Entre los más de trece mil murgueros que fueron al encuentro no podía faltar la presencia de “Correla Voz” de Tandil, que hizo su primer viaje grupal para representar a la ciudad en este festejo y conocer el trabajo apasionado de otros compañeros. Correla Voz tiene un año de vida y es una murga independiente que ensaya todos los sábados a las cuatro de la tarde en el patio de la Escuela Normal. Con este viaje, se acumulan las ganas de la murga de seguir creciendo e invita a la comunidad a sumarse a esta propuesta en defensa de la alegría y la libertad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *